Termina mi contrato de alquiler y no sé si debo dejar el piso limpio

Me atrevería a decir que dejar un piso en el que has habitado de alquiler, es siempre una de las más peligrosas y arriesgadas aventuras que vivirás en todos los tiempos. Yo misma, hace un par de años, dejé un piso en el que había vivido casi 36 meses y me encontré con problemas que nunca hubiera imaginado, ni dedicándome a lo que me dedico.

Partamos de que la regla básica es “devolver el piso como nos fue entregado”. Lo cierto es que, seguramente debido a la costumbre, se sobreentiende que el piso nos ha sido entregado en perfectas condiciones. En caso contrario, te recomiendo encarecidamente que lo hagas constar en el contrato (y si eres el arrendador, haz que conste también que lo entregas en condiciones de limpieza absoluta y que exiges que te sea devuelto de igual modo). De lo contrario, no podrás demostrar que así fue. Así, habiendo recibido nosotros el piso limpio, ¿cómo deberemos devolverlo? De igual forma.

¿Qué significa eso?

Pues no lo sé . Pero ojo, ni yo ni nadie, por lo visto, porque ni las Audiencias Provinciales se ponen realmente de acuerdo en España. Por lo visto, depende de dónde vivas, tendrás más o menos posibilidades de éxito en el proceso.

Existen sentencias que condenan al inquilino a pagar por la limpieza y la pintura si no entregan el piso en un estado perfecto como, supuestamente, se les entregó. Sin embargo, existen también las que consideran que eso es abusivo y que, solo en el caso de acreditarse que la suciedad es extraordinaria (algo hecho expresamente o que denote que existía falta de higiene desde hacía meses, así como lo producido por plantas o animales), sería viable obligar al inquilino a asumir dicho coste.

¿Qué hacemos, entonces?

Evitarnos problemas y dejar constancia en el contrato del pacto expreso sobre este particular, aclarando cómo nos es entregado el piso y cómo vamos a tener que devolverlo. Esto nos facilitará mucho la vida, así como la relación con nuestro casero en el momento de dejar su vivienda libre.

¿Y si ya no estoy a tiempo?

Si ya se te está reclamando el pago (o si eres arrendador y quieres reclamarlo tú), consulta con un/a abogado/a para estudiar la situación en tu zona de residencia y valorar la mejor solución al problema. Nosotras, en García Aliaga, podremos ayudarte.

 

 

 

Deja Una Respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.